FERNANDO VALHONDO, EL HOMBRE MAS RICO Y BENEFACTOR DE CACERES

Cuenta la historia cacereña que Fernando Valhondo Calaff, 1865-1937, a la sazón hijo de don Lesmes Valhondo Carvajal, que siendo alcalde de Cáceres casi forzó que el Rey Alfonso XII hiciera Ciudad a la entonces Villa, pudo haber sido el hombre más acaudalado de la misma. Al tiempo que figura como uno de los más destacados benefactores de la ciudad de Cáceres. Lo que le honra, desde nuestra modesta perspectiva, sobremanera, como ejemplo en la historia de Cáceres.

 

casa valhondo calaff

Esa esquina de la Plaza Mayor con la calñle General Ezponda, número 1, fue el domicilio familiar de don Lesmes Valhondo Carvajal y su familia, y en la que residió su hijo Fernando Valhondo Calaff.

Definido por Toñi Escobero en el periódico Extremadura del 11 de diciembre de 2005 como “Soltero, hosco y algo desabrido, pero inmensamente rico”, el mismo, que perdió a su único hermano, Francisco, muy joven, y a su hermana Mariana, que también falleció de muy pequeña, se convirtió en el heredero de dos inmensas fortunas de sendas familias extremeñas.

La Valhondo, procedente de Montánchez, de muy señaladas posesiones en el término municipal de Cáceres, que se asentaron en Cáceres y combatieron con el Rey Alfonso IX por la conquista de la misma, dedicándose posteriormente a la creación de solares y a ser tratantes de ganado y a los negocios de la lana, y  la de los Calaff Trifón Segura, por parte de su madre, Mariana de nombre, de origen gerundés, con familia de tratantes de lana y dedicadas, al mismo tiempo, a la venta de paños y otras actividades de índole comercial y empresarial.

fernando valhondo calaff

Fernando Valhondo Calaff, uno de los máximos benefectares de Cáceres.

Fruto de la herencia el mismo pasó a ser, casi con toda probabilidad, el hombre más rico de Cáceres, dedicándose a señaladas obras de sensibilidad social en todos los ámbitos de la ciudad, aún cuando, por su carácter y forma de ser, se mantenía como una persona discreta, tímida, prudente, muy introvertida, austera al tiempo, y poco amiga de relaciones sociales, tal como una pequeña ciudad lleva a otros a hacer ostentación de sus posesiones o de su representatividad.

Sus aportaciones a la Plaza de Toros, al Gran Teatro o a las Escuelas Normales, además de dejar, tras su muerte, todo su capital para grandes obras de relieve social, que, hoy, afortunadamente, conoce todo Cáceres, muestran su amplio tesón por contribuir a la mejora de la ciudad en todos los órdenes hasta donde le dicta su conciencia.

Hasta el extremo de que a su fallecimiento, acaecido en Madrid en 1937, dejó y legó sus bienes para la puesta en marcha de la Fundación Valhondo Calaff y llevar a cabo las más intensas obras de beneficio social en la ciudad, destacando, por ejemplo, la de la educación especial para niños disminuidos o minusválidos o la creación de becas universitarias para jóvenes cacereños sin recursos, numerosos convenios con la institución universitaria, con la Fundación de la Academia Europea de Yuste y señaladas entidades.

fernando valhonso calaff. su casa por hernandez pacheco

Dibujo de la casa de Fernando Valhondo Calaff desde el Arco de la Estrella.

Fernando Valhondo vivió en la casa paterna, una casona de espectaculares dimensiones, más bien un palacete, en la que habitó con sus padres y su hermano Francisco, en la calle General Ezponda número 1.

No obstante es de reseñar que a su fallecimiento se produjo un señalado contencioso por parte de determinados familiares por cuestiones de tipología testamentaria. Fruto del litigio fue la decisión de la puesta en marcha de la Fundación con presencia del gobernador civil, del presidente de la Diputación, del alcalde, de un miembro de la Universidad y de otra serie de instituciones.

Es de destacar que Fernando Valhondo Calaff era dueño de numerosas posesiones, fincas rústicas y urbanas, rebaños, dehesas, y con unas extensiones aproximadas de cuatro mil hectáreas.

En la misma historia fundacional del Patronato, como se puede leer en la página web, la figura de Fernando Valhondo Calaff aparece rodeada de una aureola difusa, al contrario de lo que era casual para sus coetáneos de similar condición social, y subrayándose, asímismo, que perteneció a una de las estirpes cacereñas de mayor potencial económico y proyección social del primer tercio del siglo XX.

HOTEL CASA DON FERNANDO 1

El Hotel Casa Don Fernando, de Cáceres, instalado en la Plaza Mayor de la ciudad.

La Casa de Fernando Valhondo Calaff se ha convertido, ahora, por mor del correr de los tiempos, un hotel de prestigio y de relieve en el centro de la ciudad de Cáceres, en la Plaza.

NOTA: La primera fotografía está captada del diario Hoy, la del dibujo de la casa de Fernando Valhondo Calaff está obtenida del blogspot hernanpachecopuig, y la del hotel Casa Don Fernando está extraída de la página hotelesmuchoviaje.com.

Licencia de Creative Commons
FERNANDO VALHONDO, EL HOMBRE MÁS RICO DE CÁCERES by JUAN DE LA CRUZ GUTIÉRREZ GÓMEZ is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional License.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *