SOBRE EL TREN DE EXTREMADURA

El tren, ay, el tren de Extremadura. Una calamidad histórica, un desastre, una desatención continua y continuada de los Gobiernos centrales –que tanto dinero envían a otras Comunidades– y que semejan ignorar la realidad de nuestra tierra. Acaso por conformismo, quizás por resignación. Pero una Extremadura siempre solidaria hasta la extenuación con todos. Aunque, en esta tierra nuestra, lamentablemente, hay quienes dejan mucho que desear.

"La foto de la vergüenza con la que Extremadura reclama un tren digno". Viajeros desperdigados en el campo, por una de tantas averías". Fotografía publicada en "La Vanguardia".

«La foto de la vergüenza con la que Extremadura reclama un tren digno: Viajeros desperdigados en el campo, por una de tantas averías». Fotografía publicada en «La Vanguardia».

Aquí os dejo el artículo titulado SOBRE EL TREN DE EXTREMADURA que, firmado por un servidor, hoy sale publicado en el periódico regional extremeño «HOY«.

SOBRE EL TREN DE EXTREMADURA

 En 1973 Renfe publicitó un slogan que decía: “Papá, ven en tren”, porque el sendero ferroviario español arrastraba una mala imagen.

El pasado año el pueblo extremeño, que tanto ha contribuido al desarrollo de otras Comunidades con una desoladora emigración, se manifestó en Madrid, algo insólito en nuestras gentes, pidiendo un tren digno, mientras los Gobiernos, indistintamente del color político, se vuelcan sobre otras zonas del país.

Un grito desgarrador reivindicando “un tren moderno frente al actual, más propio del siglo XX, si no del XIX”.

Recientemente miles de extremeños volvieron a la calle, en Madrid y Cáceres, para pedir el Tren de Alta Velocidad.

Lejos queda aquella promesa de Zapatero en 2004 anunciando 3400 millones de euros en infraestructuras ferroviarias, recordando “que es imprescindible para el desarrollo y para la instalación de empresas”, y asegurando que las obras del AVE Madrid-Lisboa comenzarían en 2010. Mientras Ibarra señalaba que era un programa serio y que Extremadura “está siendo tratada con justicia por un Gobierno decidido a hacer que la cohesión entre los españoles y territorios sean una realidad”.

En marzo pasado Rajoy anunciaba una apuesta con 3500 millones de euros para “sacar adelante las obras de conexión ferroviaria” de la Plataforma Logística del Suroeste Europeo, puntualizando “que estamos poniendo todos los medios para que pronto Extremadura tenga tren de Alta Velocidad” y que “estamos dando el mayor impulso de la historia al ferrocarril en esta Comunidad”.

Una ristra de declaraciones que nada tiene que ver con la realidad ferroviaria en Extremadura.

Días pasados la conciencia social extremeña volvió a la calle, reclamando nuevamente, un Tren Digno, mientras los dineros presupuestarios vuelan a diversas Comunidades, entre hartas incomprensiones…

Al medio, una diversidad de incidencias en los trenes que transitan por la Extremadura del olvido.

En julio de 2017, “El País” publicaba un reportaje titulado “El lento viaje del tren extremeño al siglo XXI”, destacando su autor, Manuel Viejo, que “Extremadura cuenta con uno de los peores trenes de España, con traviesas de madera del siglo XIX y con un aislamiento tras la supresión de varias líneas que complica la vida de sus ciudadanos”.

Asimismo “El Mundo” insertaba en octubre un reportaje, titulado “El tren extremeño de la vergüenza”, de David Vigario, apuntando que la región padece “una histórica deficiencia en las comunicaciones, sobre todo ferroviarias”.

Mientras en “La Vanguardia” aparecía un reportaje titulado “La foto de la vergüenza con la que Extremadura reclama un tren digno”, apreciándose un puñado de viajeros, desperdigados por el campo, a causa de una incidencia ferroviaria, señalándose que “la línea ferroviaria que conecta Extremadura con la capital de España es, literalmente, de otro siglo”.

Ante esta situación Vara aseguraba que “se acabó la paciencia” y que “España no puede invertir ni un euro más en unos sitios para que tengan más mientras en otros la gente va campo a través con sus maletas en la mano”.

No obstante el ministro de Fomento, José Luis Abalos, tras la manifestación en Cáceres, expuso que “es de justicia mejorar el tren, pero no será de inmediato”.

Ya veremos cuándo se celebra la próxima manifestación.

Licencia de Creative Commons
SOBRE EL TREN DE EXTREMADURA by JUAN DE LA CRUZ GUTIERREZ GOMEZ is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial 4.0 Internacional License.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *